Buscar este blog

sábado, 14 de abril de 2012

SALMO DE SUMISA


SALMO DE SUMISA


Señor, en tus manos está mi libertad
líbrame de los falsos que me persiguen
para quitar de mi vida el peligro,
rompe mis cadenas siendo tu esclava
y acógeme a salvo estando contigo.

Crea en mí un corazón puro
renuévame por dentro con espíritu firme
no me arrojes lejos de tu presencia,
no me quites la marca de tu nombre
y haz brillar tu rostro sobre tu sierva.

Señor, soy fuerte y valiente con fervor
me alimentas el alma con tus manos
y en mi sed me diste de beber,
pon tu gracia, luz y paz
y dame vida con tu ser.

Mi sacrificio es un espíritu quebrantado
un corazón herido y humillado
le das vida con tu salvación,
porque tu misericordia llena mi alma
y tus cuidados modelan mi corazón.

Señor, en tus manos confío
grito e invoco tu luz gozosa
y encomiendo mi espíritu vivo,
que me libre de las tinieblas
para no tener ni temor ni frío.

Eres el refugio de mis angustias
cuando bajaba a la fosa
cambiaste mi luto en felicidad,
te daré gracias por siempre
acógeme como tu heredad.

{Rey}

3 comentarios:

sahra{JMLO} dijo...

Precioso salmo que desborda sentimientos que tanto reconozco en mi misma. Gracias por compartir esas bellas palabras

Anónimo dijo...

Es muy bonito, todo el BDSM en la red es muy poetico y hermoso, pero la realidad muchas veces nos hace mucho daño, yo ahora Ama cada vez mas lejos del BDSM, y una vez sumisa y esclava entregada a un Amo que nunca me merecio.. ahora casi siento miedo al leer algunos blogs, al entrar en algunos chats, pero claro no a todo el mundo le pasa lo que me paso a mi ,que me equivoque y me entregue a la persona equivocada.

Pero que sepais que no todo es tan poetico ni tan perfecto, en la proxima vida tendre mas cuidado auqneu no puedo arrepentirme de haverme entregado por completo y ciegamente a MI ex Amo.
Gracias, besos.
neyla, ex sumisa.

Anónimo dijo...

Llegar a sentir ese salmo en el alma sumisa sólo es posible con la dedicación y esfuerzo de un buen Amo y la entrega limpia y sincera de una sumisa donde las palabras más bellas no tienen fecha de entrega pero si la fuerza del corazón.


No es fácil llegar a esos sentimientos, esa es la recompensa de un largo y duro camino de dos seres que han conseguido unir sus almas y hacer su propia senda por donde caminar y disfrutar a cada paso.


Dichosos los que logran caminar a un mismo paso con una misma meta.